viernes, 14 de febrero de 2014

Huskies - Análisis recruiting 2014

Cuando el nuevo entrenador Chris Petersen llegó a los Huskies el 6 de diciembre del 2013, el equipo sólo tenía 6 compromisos verbales establecidos. Estaba claro, por lo tanto, que a Petersen y su equipo les quedaba un largo y arduo trabajo que realizar en la selección de jugadores.
En primer lugar se centraron en la lista de compromisos adquiridos con el antiguo equipo de Petersen (Boise State). Muchos de los jugadores con los que se habían establecido contactos mostraron su disposición de seguir al entrenador a Washington. Por lo tanto, este grupo de jugadores ayudó mucho a profundizar en la lista de compromisos. El siguiente paso consistió en tantear a los prospectos interesantes de la zona de influencia de la PAC-12, básicamente en los estados de California y Washington. En esta pelea con las diferentes universidades de la PAC-12 el punto álgido se produjo con el compromiso de Budda Baker , un prospecto ATH de 4 estrellas con el que hubo una feroz batalla con Oregón y UCLA especialmente.

Realmente no se trata de una clase altamente posicionada en los rankings: 36ª según Scout y Rivals (7ª en PAC-12), 37ª según 247Sports y 45 según ESPN. Un total de 24 jugadores (4 de 4 estrellas y 15 de 3 estrellas). Sin embargo, y debido a las circunstancias, se puede considerar que se trata de un recruiting muy trabajado. Lo que realmente más llama la atención al mirar la lista de jugadores, es el gran equilibrio conseguido: un QB de alta clasificación, cuatro OL, seis DL y siete DB.

Analizando con más detalles los prospectos de 4 estrellas:
K.J. Carta-Samuels (4*): QB, 6-4, 207 libras
Jugador clasificado como el 11 mejor QB de la clase 2014. Había recibido ofertas de Arizona y Vanderbilt, donde su hermano mayor Austin pasó sus 2 últimas temporadas. Cuando el entrenador de Vanderbilt aceptó la oferta de Penn State, Carta-Samuels decidió abrir nuevas vías de negociación: Penn States, Boise State, Washington. Finalmente pasó a formar parte de los Huskies.
Es un “pocket passer” con un brazo potente. En un jugador que puede destacar de inmediato ocupando el puesto de QB una vez que Keith Price deja el equipo por fin de ciclo. Puede ser un impulso para el equipo con el fin de poder pelear la PAC 12 Norte a Standford y Oregón. Tiene un brazo fuerte y precisión en el pase. Raramente utiliza las piernas para correr. En su lugar utiliza su capacidad atlética para evitar la presión y escapar así de la defensa. Muestra aplomo en el pocket y buena lectura del campo. Es un jugador con una gran margen de mejora y desarrollo pero es, sin duda, una adquisición crucial para Washington en su juego de ataque.

Kaleb McGary (4*): OL, 6-8, 280 libras
Es un jugador de gran tamaño capaz de jugar en diferentes posiciones. En el High School jugó de TE. Sin embargo, los analistas de 247Sports y Rivals lo califican como OL. De hecho 247 Sports lo considera como el prospecto de ofensiva nº 21 del país y el segundo mejor recluta del estado de Washington. Un gran número de universidades se interesaron por este jugador: Wisconsin, Washington State, Oregon State, Boise State, Cal, Nebraska y USC entre otras.
Si Petersen lo coloca en la línea ofensiva el equipo tendrá un gran talento físico para reforzar tanto la protección al QB como para abrir huecos para la carrera. McGary es increíblemente ágil teniendo en cuenta su tamaño, con brazos largos y flexibilidad que le ayudará a hacer el cambio de posición. Su experiencia con TE le servirá para las tareas de bloqueo. Es casi seguro que realice la primera temporada como redshirt para comenzar a sentirse a gusto y cómodo en la posición de tackle, pero entiendo que valdrá la pena.

Budda Baker ( 4*): ATH, 5-10, 177 libras
Un jugador por el que Petersen realizó una gran tarea de convencimiento para recalar en los Huskies. Petersen quedó impresionado por su personalidad y madurez. Está catalogado como ATH. La verdad es que el gran dinamismo y capacidad atlética de este jugador hace que podría jugar tanto de RB, WR, CB, S. Parece ser que su predilección se inclina más hacia el juego defensivo y de hecho muchos analistas lo colocan como safety. A pesar de su pequeño tamaño tiene una gran técnica de placaje y colocación y no rehúye del contacto físico (recuerda un poco el estilo de Earl Thomas). También es muy probable que sea utilizando en alguna jugada de ataque así como en los retornos.

Naijiel Hale (4*) CB: CB, 5-11, 170 libras
Se comprometió con los Huskies justamente el último fin de semana antes del “Signing Day” después de del interés de Arizona y otros equipos de la PAC-12.
Hijo del fallecido rapero Nate Dogg, está en el puesto 313 del ranking global del país y el 23 mejor CB según 247Sports.
Agilidad y rapidez so sus cualidades principales para poder jugar de CB. También le gusta golpear. Quizás no tienen la velocidad punta de un CB de élite pero puede destacar si los entrenadores le prueban como safety ya que tiene una habilidad innata en leer el juego de ataque. Ha demostrado una gran madurez en todo el proceso de recruiting.

Del resto de jugadores:
Jomon Dotson no es el RB que se perseguía, pero tiene buena velocidad. Dante Petis es un WR con buen tamaño, buena velocidad y buenas manos con un gran control del cuerpo. Bryden Lenius es un WR de gran tamaño que todavía está aprendiendo el juego, buena velocidad para su tamaño y con buen perfil de bloqueo para poder ser utilizado como TE.
En la OL los jugadores escogidos tendrán que ir madurando y progresando con el tiempo y representan quizás la línea con más vía de desarrollo. Matt James y Devin Burleson podrían set tackles. James tiene buen tamaño y buen movimiento de pies, y en el futuro podría ser LT. Burleson (2*) es un proyecto interesante para el futuro: un chico alto (6’ 8’’) relativamente nuevo en el football ya que en sus primeros 2 años de secundaria jugó principalmente al baloncesto. Jesse Sosebee (2*) seguramente va a terminar de Guard. John Turnes había jugado de QB al principio de su carrera y Petersen lo ha descrito como alguien que podría jugar en varias posiciones, pero probablemente será Center o Guard.
En la línea defensiva hay un buen número de jugadores. Greg Gaines es el DT del centro muy del agrado de Petersen. Jaimie Bryant es un DE de gran envergadura ( 6’5´´y 300 libras), aunque el staff desea que pierda algo de peso. Jaylen Johnson es un DE codiciado por muchas universidades y muy bueno en el pass-rush con buenas estadísticas de sacks. Shane Bowman y Will Dissly son los otros DE siendo Dissly un chico muy atlético con una gran ética de trabajo. Drew Lewis es el único LB reclutado. Es un jugador atlético, alto y delgado (6’2´´y 200 libras) con lo que tendrá que subir algo de peso.
En la secundaria Sidney Jones es un CB alto (6´1´´, 170 libras) con unas impresionantes capacidades atléticas para su posición. Brandon Lewis es otro CB mientras que Darren Gardenhire es otro jugador con buen físico proyectado como safety. Joseph McIntosh es unos de los favoritos de Petersen que comenzará como safety pero puede alternar también como CB. El cuerpo de safetys lo completará Lavon Washington.
Por último, Tristan Vizcaino es el designado para las funciones de kicker/punter.

Para concluir con este análisis solamente me falta comentar que, en mi opinión, Petersen y su equipo han hecho un trabajo realmente bueno dar contenido a lo que tenía que ser una clase grande. Han cubierto las necesidades y proporcionando el equilibrio al roster. Ahora solo falta ver los resultados.

GO HUSKIES!!!!






No hay comentarios:

Publicar un comentario